Resumen: Conoce la calefacción con pellet, cómo funciona y cuáles son las ventajas y desventajas de la misma de la mano de Soof.

Es algo indudable que en estos últimos años la corriente de la sostenibilidad ha vivido un aumento totalmente exponencial. Desde el mismo individuo que se da cuenta de los efectos de la contaminación y decide cambiar su modus vivendi y el de su entorno, hasta las más altas instituciones que han ido optando por llevar a cabo políticas en busca de una mayor sostenibilidad en el largo plazo, buscando de esta manera alcanzar una sociedad implicada con el ecosistema y adaptada a sus necesidades. Y en esta ruta hacia un mundo esperanzador y perdurable en el tiempo se encuentra, entre otras cuestiones, la calefacción con pellet.

Es algo indudable que en estos últimos años la corriente de la sostenibilidad ha vivido un aumento totalmente exponencial. Desde el mismo individuo que se da cuenta de los efectos de la contaminación y decide cambiar su modus vivendi y el de su entorno, hasta las más altas instituciones que han ido optando por llevar a cabo políticas en busca de una mayor sostenibilidad en el largo plazo, buscando de esta manera alcanzar una sociedad implicada con el ecosistema y adaptada a sus necesidades. Y en esta ruta hacia un mundo esperanzador y perdurable en el tiempo se encuentra, entre otras tantas cuestiones, la calefacción con pellet.


El pellet es un elemento cuya  apariencia, dentro de los diferentes tamaños posibles, es la típica de la madera tradicional: pequeña y alargada, diseñada para caber dentro de una chimenea o una hoguera. Este increíble invento está compuesto única y exclusivamente de biomasa, es decir, elementos totalmente verdes y ecológicos, sin ningún tipo de contaminante en su interior, y suple a la madera clásica en la función del calentamiento mediante fuego.

Por lo que, expliquemos la calefacción con pellet: cómo funciona y cuáles son sus ventajas y desventajas.

Ventajas de la Calefacción con Pellet

La calefacción mediante pellet puede usarse en infinidad de contextos y posibles escenarios, pero de lo que seguro que siempre podrá presumir es de lo fácil que es su mantenimiento, lo ecológico que es y el pequeño tamaño que tiene.

Ventajas en el mantenimiento

La calefacción con pellet es el método de calefacción mediante fuego con menor necesidad de mantenimiento. Para ello se recomienda únicamente realizar una limpieza de las cenizas de la chimenea o el lugar del encendido 1 vez al mes.

Al tratarse de un sistema de calentamiento 100% natural, no causará más gastos en el mantenimiento más allá del mismo pellet a diferencia de otros sistemas de calor que necesitan de energía eléctrica u otras fuentes de energía y calor que se traducen en un mayor coste.

Además, en comparación con los empleos de gas o petróleo para la calefacción de la vivienda, es importante aclarar que el pellet no genera residuos volátiles en disentimiento con estos métodos de calor.


Ventajas en el asunto ecológico

Siendo el pellet un material ecológico en todos y cada uno de sus componentes, su impacto medioambiental es totalmente nulo. Este puede emitir CO2 pero con PH neutro, lo que en otras palabras significa que es un CO2 no contaminante. Por lo que su aportación al futuro del planeta es inmejorable.

Asimismo, el pellet no contiene azufre, por lo que no contribuye a las desastrosas lluvias ácidas ni a la contaminación del planeta, ni genera olores desagradables en el ambiente que además de contaminación y malestar ambiental, pueden derivar en problemas de salud de las personas que los ingieran.

Ventajas en el almacenaje


El almacenaje del pellet dispone de una gran ventaja competitiva en el almacenaje debido a su pequeñez, ligereza y a que se puede adquirir en distintos formatos: saco, pallet, granel en basculante y granel en cisterna. Todo esto les hacen fáciles de resguardar, además de que, como ventaja extra, sus residuos son diminutos y prácticamente inexistentes.

Desventajas de la calefacción con Pellet

El sistema calefactorio con pellet nos brinda múltiples puntos favorables para apostar por él. Sin embargo también existen algunos puntos a explicar que hacen que su uso sea un poco menos sencillo y rentable.

No en cualquier vivienda se puede llevar a cabo

Este método no puede ser universal ni es posible realizarlo en cualquier lugar o vivienda. Es primordial y de principal relevancia reunir las consideraciones y características necesarias para poder realizar su instalación. Cabe destacar que para implantar el calentador se requiere de una obra dentro del hogar.

Para viviendas muy grandes, puede llegar a ser un método poco eficiente, debido a que no dispone de la potencia necesaria para repartir el calor por una superficie grande con un solo calentador. Se suele recomendar su instalación en hogares unifamiliares,en los que el calor se concentra en toda la casa.

Instalación de vías de escape

Al instalar los calentadores, en los casos en los que no se dispongan previamente, se requiere de la realización de chimeneas o rutas de escape para el humo y CO2. Si ya se dispone de una vía de escape, se ahorrará este paso en la instalación.

Materiales de fabricación

También es importante recalcar que no todas las viviendas están hechas con los materiales indicados para soportar y esparcir el calor por toda su extensión. Por lo que, en la fabricación del escape del humo del hogar, se deberá de tomar en cuenta los materiales con los que se va a trabajar.